Àngel Ros en el Fórum Europa Tribuna Catalunya

El alcalde de Lleida advierte de que el día después de las elecciones catalanas “tendremos un problema”

Patrocinado por      

BARCELONA, 25 de marzo.El alcalde de Lleida, Àngel Ros, aseguró hoy en el ‘Fórum Europa. Tribuna Catalunya’ que el día 28 de septiembre “tendremos un problema sea cual sea el resultado que se derive de las elecciones en Cataluña” porque “la gestión de las expectativas es mucho más complicada que la generación de ilusión”.

En su intervención en el acto organizado en Barcelona por Nueva Economía Fórum, el alcalde socialista remarcó que el día 28, los partidos políticos tendrán que ayudar a poner “seny” para reconducir la política del país y “mi partido ahí estará”.

Además lamentó que había estabilidad suficiente en el Gobierno catalán y por ello, el avance electoral era innecesario. No obstante, matizó que había existido una mayor estabilidad política si la gestión política no se hubiera monopolizado en un único tema. Por ello, insistió en que las elecciones del 27 de septiembre en Cataluña no se tenían que plantear.

El político del PSC opinó que un avance electoral siempre es “indicador de fracaso” y advirtió que “un país no aguanta elecciones cada dos años, sólo Italia lo aguanta porque sabe hacer funcionar el país independientemente de la política, pero este país no”.

Ros añadió que “Italia puede soportar los heptapartitos y elecciones cada año si hace falta, pero Cataluña no. Y consolidar elecciones cada dos años es malo para el país, la economía y la ocupación”.

ELECCIONES PLEBISCITARIAS
El alcalde de Lleida sostuvo que el concepto de elecciones plebiscitarias no existe. “En Cataluña queremos inventar nuevas figuras políticas, después de un fracaso, nos inventamos el concepto de democracia sin diálogo, y ahora nos queremos inventar otro concepto que tampoco existe: el de elecciones plebiscitarias”, dijo. Para Ros, las elecciones sirven únicamente para escoger un gobierno y hacen falta programas y propuestas.

Evento relacionado: 

Galería